juan aroztegui

 

HAY EQUIPO: EL POTENCIAL CELESTE SEGÚN “RANA” AROZTEGUI

Compartimos la visión de Juan “Rana” Aroztegui sobre la selección OPEN que irá al mundial de la ISA, en Punta Rocas, Perú. Con 42 años y tres mundiales MASTERS de la ISA recorridos, Juan educó desde bien jovencitos a varios de los sufistas de esta delegación mundialista y formó como docente a Juan Marcelo Malek, DT de este dream team uruguayo.

Una de las pruebas durante el entrenamiento del pasado sábado 4 de octubre fueron competencias de tres baterías entre tres surfistas. En esa mañana, “Segundo Vargas fue el que destacó, hizo un par de maniobras increíbles, aéreos, 360º. Y el PatánSebastián Olarte fue el otro. El Tanja anduvo muy bien, pero le faltó una segunda ola. Los hermanos Santiago y Lucas Madrid también, quedaron entre los primeros puestos de sus respectivos heats”, comenta Juan, quien puntuó las olas de esa jornada y acompañó a los muchachos en otro día de ejercicios y preparación de cara a un nuevo mundial de la ISA.

 

–          ¿Cómo ves el equipo de surfistas que representará a Uruguay en el 50º mundial de la ISA?

Foto-Néstor-Sarabia.–  Los conozco mucho a todos, desde que son niños, los he formado en muchos aspectos y he seguido la trayectoria de cada uno. Tengo relación con los Madrid por el papá.

Y el PatánOlarte y el TanjaFernández casi que los adopté como mis hijos cuando tenían 12 años, los llevé a surfear a todos lados y les enseñé a competir.

Hoy en día la selección es lo mejor que tenemos en plaza, fuera de algunos elementos como Luisma Iturria, que lamentablemente está lesionado, o ni hablar un Marco Giorgi, que es un exponente nacional, es nacido en Uruguay y compite por Uruguay por más que viva en Brasil. De lo que actualmente hay hoy, es lo mejor.

Estamos en un buen momento y todos tienen la edad justa para saber representar a Uruguay, porque prácticamente todos ya estuvieron en algún mundial. Segundo Vargas sería el más joven, pero estuvo en dos mundiales Junior y el año pasado se fue a surfear a Australia, Hawaii, California; así que tiene toda esa cancha.

El “Patán” es, para mí, el que mejor sabe competir. Sabe entrar de ganador. Sabe dominarse a sí mismo en un heat, contener la ansiedad, o ganarle al otro volitivamente, mirándolo a la cara, con la rabia contenida, que se nota en la forma de caminar, agarrar la tabla o entrar al mar, creo que en eso es superior al resto. No hay con qué darle en esa estrategia interna de él mismo.Él gana antes de entrar al agua, una fuerza espiritual-mental que hace que él se eleve y su rival se achique. Por algo siendo tan joven salió dos veces campeón nacional. Y es el más innovador, quien hace las maniobras más radicales. Es como un Felipe Toledo: qué lo parió este loco, vuela para un lado, para otro, siempre las entra… Y todo eso hoy se premia mucho.

Por otro lado, los hermanos Madrid tienen la experiencia internacional de seguir un circuito latinoamericano, compitiendo contra brasileros, venezolanos, ticos, peruanos; con lo cual te da una fuerza de medirte frente a otros países de igual a igual. No van a tener ningún temor y van a conocer a varios representantes de los otros países. Lo que me gusta de los Madrid es que han logrado una consistencia y regularidad a nivel internacional, ya no son los chiquilines rebeldes de El Emir, sino que ya son adultos y totalmente enfocados al surfing.

Al “Tanja” se le abrió la puerta por primera vez, es un chico local de La Barra, que tiene una muy linda línea de surfing, lo que se dice estilo a la hora de surfear. Quizá no tan consistente o fuerte, pero está a la par y puede ser la sorpresa.

Con Celia Barboza tuve la experiencia de estar en el mundial de Masters de Ecuador, donde quedó 5º del mundo y es la mejor surfista en la historia del Uruguay por lejos. Más allá de su edad, que tiene 36 años, tiene un nivel y un cuerpo muy privilegiado, que siempre lo ha mantenido y eso ayuda. Y bueno, la experiencia de haber representado a Uruguay desde hace más de 15 años y habiendo logrado resultados históricos, como salir 5º, o ser la primera en ganar medallas en los Panamericanos del 96-97.

Y por oposición, la otra representante es muy jovencita, Delfina Morosini es una niña de 14-15 años, pero viviendo en esa localidad que es La Paloma, donde puede surfear todos los días sola olas de buena calidad y con su hermano como su compañero de surfing, Francisco Morosini, otro talento natural que tenemos. Le falta esa madurez y experiencia que dan la edad, pero tiene habilidad, talento y frescura… Y Delfina ha logrado demostrar que es superior no sólo a las chicas de su generación, sino que a otros exponentes femeninos”.